Intervino la justicia y peligra el Cacerolazo contra Alberto

Para este jueves 7 de Mayo a las 20 hs. se convocó desde las redes sociales a un cacerolazo contra Alberto Fernández y por la situación económica que atraviesael país por el confinamiento y la imposibilidad de trabajar.

Pero se acaba de conocer la noticia que da cuenta que ya está actuando la justicia con el fin de impedir que el mencionado cacerolazo se lleve a cabo. En un claro acto de prohibición previa.

Y es que un fiscal de Rosario inició una investigación por “posible comisión de apología del crimen”.

Se trata de Gustavo Ponce Asahad quien inició la investigación luego de una presentación realizada por la presidenta de la Asociación de Víctimas de Trolls, Guendy Palazzini, a raíz de la circulación en redes sociales a una convocatoria de movilización, según denunció, a incumplir el aislamiento social, preventivo y obligatorio.

En declaraciones a la prensa Ponce Asahad explicó porque está actuando de esta forma: “Uno tiene que hacer una ponderación de bienes jurídicos, hoy en esta situación de pandemia el bien jurídico vida-salud está por encima de la libertad ambulatoria.”

Y agregó sobre lo investigado: “Lo que arroja la investigación, hasta este momento, es que están convocando a la marcha militantes y simpatizantes de Cambiemos y de la señora (Elisa) Carrió”, explicó, y aclaró que eso “no significa” que lo hagan los referentes políticos.

Según publicó el diario rosarino La Capital, el informe preliminar indica que “la primera publicación en Twitter se realizó el 28 de abril y en Facebook el 1º de mayo” y “son compartidas y promocionadas por grupos que representan a facciones opositoras al gobierno y por personas en cuyos perfiles en las redes sociales expresan clara postura de oposición a la decisiones políticas actuales”.

Al respecto el fiscal Ponce Asahad dijo “Es una actitud criminal, porque se expone la salud de la gente”. Y adelantó que la Policía actuará en caso de que entienda que existe una violación al decreto que establece el aislamiento social, preventivo y obligatorio a causa de la pandemia.

Cabe destacar que Desde Twitter y bajo el hashtag #SePudreTodo, diversas cuentas difundieron flyers e instrucciones para protestar hoy. “Volvemos a las calles. En todas las esquinas del país. Revolución del barbijo”, expresaron algunos. Piden mantener la distancia social y hacerse escuchar mediante las cacerolas para expresar la disconformidad con la conducción de Alberto Fernández. De todas formas, los organizadores explican que también pueden “cacerolear” desde los balcones.

De las palabras del mencionado fiscal rosarino se desprende que hay una clara intención intimidatoria hacia quienes asomen las narices a la calle para hacer sonar sus cacerolas. En una clara demostración que están intentando por todos los medios que la gente no se manifieste en la calle, y ponen como excusa el tema del aislamiento social, preventivo y obligatorio.

7m-completa

Está claro que desde el  Gobierno vieron con suma preocupación el cacerolazo anterior en contra de las salida masiva de presos, y en esta ocasión están haciendo hasta lo imposible por tratar de que el cacerolazo 7M no se lleve a cabo y menos con la gente en las calles, ya que sería una postal contra Alberto y su gente que recorrería el país y el mundo entero.