Mal fin para 4 punteros que manejaban planes sociales

El tema de los planes sociales que el Estado entrega a los más necesitados para que pueden subsistir, y su relación con los punteros políticos suma un nuevo capítulo en el día de hoy que se inscribió en la localidad de Moreno, provincia de Buenos Aires.

Y es que siempre se dijo y se sospechó que existían muchos punteros políticos que  manejaban planes sociales a su entero gusto y discreción, beneficiando a quienes hacían ciertas cosas y castigando a quienes se negaban a hacerlas, como si ellos decidieron a quien beneficiar y quién no.

Esto es precisamente lo que pasó en la localidad de Moreno donde integrantes de la agrupación política “Octubres”, cercana al Kirchnerismo, les exigían a los miembros de la cooperativa, que cobran planes sociales, una suma de dinero mensual bajo amenazas.

Concretamente los beneficiarios de los planes sociales debían aportar $300 a la cooperativa “Octubres”, y además pagar otros $300 en caso de no poder asistir a un acto político o movilización. También les exigían un certificado médico en caso de pegar un faltazo a la cooperativa.

Los cabecillas de esta verdadera organización delictiva eran tres mujeres y un hombre que se hicieron la gran fiesta hasta que finalmente intervino la policía (DDI de Moreno), quien llevó a cabo una ardua investigación que requirió de muchos meses de trabajo.

Conclusión: Terminaron todos en cana.

Las tres mujeres de nombre: Xiomara, Soledad y Norma, y el hombre de cual no trascendió su nombre de pila ya se encuentran tras las rejas y a la espera de ser indagados en las próximas horas.

El cargo por el que se los acusa al hombre y a las tres mujeres es “asociación ilícita y extorsión”. Y durante el procedimiento se secuestraron celulares, guardapolvos, computadoras y documentación que utilidad para la causa.

De esta forma se da por terminada la fiesta que estos cuatro delincuentes se estaban haciendo con los beneficiarios de planes sociales, y esperamos que el ejemplo sirva de escarmiento para el resto de los punteros políticos que aun siguen con este tipo de prácticas que en nada ayudan a los más necesitados.